Follow by Email

domingo, 19 de septiembre de 2010

Al Acecho


Un domingo, al caer la tarde
suerte y casualidad
o tal vez necesidad
me he encontrado el caracol
.
como si saliera el sol
me ha inundado la alegría
tanto tiempo que no oía
toda la magia encantada
.
tendre mi escucha alertada
no me perderé un segundo
ni habrá nadie en este mundo
con semejante sigilo
.
tengo el corazón en vilo
por cierto, no he dicho nada
y esta rima enamorada
te lo dice ya por mi

No hay comentarios: