Follow by Email

martes, 11 de enero de 2011

Mi gorrioncito

hubo un tiempo en que tenía
un gorrioncito a mi lado
estaba siempre asentado
en un arbusto, de día
.
y por la noche se venía
a la cumbrera del rancho
y allí dormía tan pancho
hiciera el tiempo que fuera
,
si yo silbaba, cantaba
y si a veces me reía
un vuelo corto se hacía
y de lejos me miraba
.
entre mis manos callosas
tal vez por casualidad
o tal vez por amistad
dejó pisadas hermosas
.
talvez me lo merecía
o talvez estaba escrito
la cosa es que el gorrioncitó
se hizo recuerdo aquel día
.
que lo bueno nunca dura
la verdad que no es consuelo
a veces miro pal cielo
por si anda por las alturas

No hay comentarios: